El concepto de interacción ficticia en español: de la conversación a la gramática

Esther Pascual

Resumen


Diversas estructuras gramaticales de una lengua, como el español, tienen su origen en la conversación, lo cual se ve en construcciones llamadas de „interacción ficticia‟ (Pascual 2002, 2006a, 2006b). La interacción ficticia es la operación mental y discursiva que consiste en conceptualizar una situación objetivamente no conversacional como conversacional. Por ejemplo: «Fue entonces cuando María cambió de posición y situó sus ojos a la altura de los de su marido, en señal de atención, como queriéndole decir „continúa hablando, te escucho‟». Tal interacción conversacional (verbal) no es genuina sino „ficticia‟ en el sentido de Talmy (1996), puesto que está construida por la imaginación. En el presente trabajo se estudian ejemplos de interacción ficticia que aparecen en varios niveles gramaticales del español: (i) el nivel de la cláusula (por ejemplo, «un descoloque, de decir: bueno, ¿qué está ocurriendo?»); (ii) el nivel del sintagma (por ejemplo, «la ignorancia del qué pasará ahora»); y (iii) el nivel del léxico (por ejemplo, «el ayayay»). Se analizarán ejemplos creativos (como los mencionados) y más convencionales (p. ej., «hasta decir basta», «de agárrate si puedes», «pordiosero»). El artículo pretende poner en claro, pues, un vínculo entre la conversación (y su conceptualización) y la gramática.

Texto completo:

PDF